cocinado a baja temperatura

ACELGAS CON JENGIBRE, UVAS PASAS & NUECES & CREMA DE PATATA DULCE ANTI INFLAMATORIA

Acelgas sobre cama de patata dulce 5.jpg

¿Qué hay más injusto que la fama de la acelga de ser una verdura aburrida? Vamos a ver si con esta receta damos un giro a esa imagen de aburrimiento por algo más divertido y colorido!

En una alimentación limpia y consciente no pueden faltar las hojas verdes. Tenemos mucha variedad : espinacas, acelgas, rúcula, kale, hierbas aromáticas, etc.

Recordad la importancia de comer verduras de hoja verde para alcalinizar el Ph de nuestra sangre, sobre todo las de hoja verde, gracias a su clorofila.

¿Por qué son tan importantes las verduras de hoja verde?:

* Por su gran contenido en clorofila
* Por sus propiedades alcalinas
* Capacidad depurativa
* Aporte de micronutrientes
* Aporte de fibra

La acelga es un alimento muy útil para lograr una dieta equilibrada ya que ofrece, además de vitaminas y minerales, pocas calorías, pocas grasas y mucha fibra. Por su sabor, textura y color la encuentro fascinante. Y si miramos su valor nutricional te acabará de enamorar.

Sus hojas, verdes y brillantes, contienen pigmentos con virtudes antioxidantes, lo que unido a su riqueza en betacaroteno y vitamina C ayuda a prevenir el cáncer. Éstas son algunas de sus principales indicaciones:

1. Refuerza los huesos: la acelga es una fuente excelente de calcio

2. Ayuda a adelgazar: es un alimento que satisface el apetito con un escasísimo aporte calórico, con lo cual es interesante tenerla en nuestra dieta. Es un plato ligero que puede formar parte de la cena y te ayudará a mantener tu peso ideal.

3. Evita el estreñimiento: las acelgas son ricas en fibra y tienen gran poder emoliente y suavizante del tracto intestinal.

4. Combate la anemia: gracias a su alto contenido en hierro. Es interesante tener en cuenta que este hierro será mejor absorbido gracias a la vitamina C que ya posee la acelga en abundancia.

Es cierto que la acelga tiene un sabor a ‘tierra’, que quizá sea lo que la haga ‘aburrida’ pero podemos conseguir un gran cambio si la combinamos con otros alimentos para suavizar ese sabor. A mí, me encanta esta receta ya que tiene uvas pasas y les da un toque de dulzor muy agradable y se comen solas!! A mis hijos les encantan!

Además, esta receta la he preparado sobre una cama de patata dulce, un excelente super alimento, con cúrcuma y jengibre que la hace ser muy anti inflamatoria, con lo cual ayuda a mantener el Ph de nuestro cuerpo neutral

Ah, otra cosa antes de daros la receta! La forma de cocción de los alimentos en general es muy importante para mantener al máximo los nutrientes. Recomiendo hacerlas al vapor o bien en una sartén a fuego medio, con la tapa puesta, durante unos 7-8 minutos.

Acelgas sobre cama de patata dulce 6.jpg


¡Y ahora sí que sí te cuento la receta!!!

Ingredientes acelgas

4 personas

1 ramo de acelgas sin las pencas (se utilizarán en la crema de patata dulce)

1 cebolla grande cortadas muy finita

3 cms de jengibre picado muy finito

1/4 de taza de uvas pasas corintias

1/4 de taza de nueces

Aceite de oliva Virgen Extra

Sal marina (Himalaya o Malon)

Ingredientes crema de patata dulce anti inflamatoria

1 patata dulce

pencas de las acelgas

3 cms cúrcuma fresca

pimienta negra recién molida

2 cms jengibre

1 cc comino en grano

Sal marina (Himalaya o Malon)

Preparación

  1. Echa un poco de aceite en una sartén grande (8 cucharadas) y, a fuego lento, al mínimo, fríe la cebolla picada y el jengibre (durante unos 8 - 10 minutos). Es importante que el fuego no esté alto para que no humee ni se queme. Se puede echar un poquito de agua para que la cocción sea más suave.

  2. Lavar bien las acelgas. Separa las hojas de la penca y reservar estas últimas. Cortarlo en trozos pequeños. Cuando la cebolla y el jengibre estén listos añadimos las acelgas cortadas y le ponemos la tapa. Dejaremos que se haga a fuego lento durante 5 minutos.

  3. Sazonar con sal no refinada. Añadir las uvas pasas y las nueces troceadas con las manos. Añadir un poco de sal y reservar.

  4. Para preparar la crema de patata dulce pelaremos la patata dulce, la trocearemos en trozos grandes y la echaremos al aparato a vapor, junto con las pencas de las acelgas, previamente troceadas. También se hará al vapor el jengibre y la cúrcuma.

  5. Cuando todo esté hecho al vapor lo pasaremos a la batidora, junto con el agua que recoge el zumo de las verduras. Añadiremos el comino, la citronela y un poco de pimienta negra recién molida y un poco de sal. La idea de esta crema es que sea bastante densa, con lo cual no añadiremos agua extra para poder conseguir dicha textura.

  6. Para servirlo: poner una base de crema de patata dulce, con la ayuda de un cazo. Servir sobre la crema las acelgas y añadir un chorrito de aceite por encima.

Una receta muy sencilla y deliciosa. Una comida o una cena ligera, antiinflamatoria, muy nutritiva y deliciosa para un sueño placentero y reparador.  ¡Espero que te guste!

Si te ha gustado y te animas a hacer esta receta alguna vez, puedes colgarlo en Instagram etiquetándome: @analarriuthealthcoach. ¡Me encantará ver el resultado y saber si te ha gustado

Acelgas sobre cama de patata dulce 1.jpg

Bacalao Noruego Skrei con Cebolla Roja & Ajo

Bacalao Skrei con Cebolla Roja & Ajo 3.jpg

Durante el mes de febrero llega al mercado, desde las costas noruegas, una variedad de bacalao llamada ‘Skrei’. Es un pescado muy ‘sibarita’, de sabor fino y delicado y tiene una época muy corta: febrero – marzo.

Quizá lo hayas visto en el mercado pero no se te ocurre cómo prepararlo; y es que muchas veces nos faltan ideas para hacer pescado y nos aburre hacerlo siempre a la plancha o al horno. Hay muchas otras maneras de hacerlo: al vapor, al horno a baja temperatura, … hay ideas muy divertidas para dar alegría a un plato de pescado. Hoy te traigo una receta muy fácil y sencilla, bastante rápida de preparar, hecha a baja temperatura y ¡deliciosa!

A mí me encantar hacer el pescado con muchas verduras (ver ‘Bacalo Noruego Skrei con Verduras al Wok & Cúrcuma’), pero hoy he utilizado sólo ajo y cebolla roja, dos potentes alimentos anti cáncer.

Puedes empezar tu comida con un plato de verduras, una ensalada, una crema y terminarlo con este rico pescado.

Antes de entrar en la receta quisiera hablar un poco del bacalao. Es importante siempre escoger proteínas de buena calidad. No es necesario consumir proteína animal todos los días y la cantidad no deber ser más grande que la palma de la mano.

El bacalao, como en general todos los pescados, es rico en minerales, pero éste, el Skrei, sobre todo es rico en potasio y fósforo. El potasio es un mineral indispensable para el buen funcionamiento del sistema nervioso y para la actividad muscular entre algunos de sus beneficios. El fósforo también es un mineral indispensable para el buen funcionamiento del sistema nervioso e interviene también en la actividad muscular, es un mineral que está más presente en los dientes y huesos y participa en procesos de obtención de energía.

También es rico en vitamina B12 y en colágeno. El colágeno es una proteína presente en los huesos, los tendones, la piel, las uñas, el pelo, la musculatura, órganos, etc. La producción de colágeno de nuestro organismo se ve reducida con el paso de los años, y cuando llegamos a los 40 tenemos producimos la mitad de lo que producíamos en la adolescencia lo cual implica un consecuente envejecimiento acelerado que podemos paliar y frenar con una dieta rica en colágeno.

Bacalao Skrei con Cebolla Roja & Ajo 2.jpg

En el bacalao, la mayor parte del colágeno se encuentra en la piel, con lo que, lo ideal, sería comerse todo excepto las espinas. Las espinas también las puedes aprovechar, junto con la cabeza, para hacer un caldo remineralizante y utilizarlo en cremas, o simplemente, bebértelo.

Si necesitas ideas para preparar el pescado de una forma sencilla y saludable, ¡ésta te encantará! ¡Porqué se prepara en 15 minutos y además no ensucias prácticamente nada en la cocina!

El ajo se ha considerado un medicamento, sobre todo ingerido en crudo, gracias a sus propiedades antibacterianas, y un alimento.

Es especialmente beneficioso para prevenir el cáncer de esófago, estómago y colon, y protege también, junto con la cebolla, frente al cáncer de mama y próstata.

Cuando lo comemos en crudo aprovechamos al máximo sus propiedades de ahí que puedas consumirlo a través de hummus, ensalada de pimientos con ajo, salsas caseras, ensaladas en general, etc.

Un pequeño truco para aprovechar al máximo las propiedades del ajo es aplastarlo con la parte plana de un cuchillo y esperar 10 minutos antes de consumirlo. Este sencillo gesto hará que se libere una enzima llamada aliinasa que potenciará las principales moléculas anti-cáncer del ajo.

La cebolla es de la familia del ajo, y contiene, muchos polifenoles, muchos de ellos importantes fitoquímicos anti-cáncer.

Así es que no dudes en añadir a tus comidas cebolla y ajo, igual que el puerro y la cebolleta, sobre todo crudos o poco cocinados.

 

¡Dicho todo esto vamos con la receta!!

Bacalao Skrei con Cebolla Roja & Ajo 4.jpg

Ingredientes

4 personas

1 lomo o 4 rodajas gruesas de bacalao fresco (el de la receta es Skrei)

2 cebollas rojas grandes cortadas en juliana

10 dientes de ajo cortados en láminas

Pimienta cayena en grano (opcional)

Aceite de oliva Virgen Extra

Sal marina (Himalaya o Malon)

 

Preparación

  1. Echa un poco de aceite en una sartén grande (8 cucharadas) y, a fuego lento, al mínimo, haz los ajos (durante unos 5 minutos)

  2. Sazona los lomos de bacalao y añádelos a la sartén con la piel hacia arriba para que proteja el pescado y no se reseque. Siempre a fuego mínimo. Deja que se haga el pescado, junto con los ajos, durante unos 15 minutos sin subir la temperatura.

  3. En una sartén aparte, con 10 cucharadas soperas de aceite, añade la cebolla, cortada en juliana, a fuego bajo.  Sin que salga humo. Añade algo más de aceite si lo consideras necesario. La cebolla estará lista en unos 15 minutos. Va a quedar ‘crocante’, es decir, ligeramente dura por dentro, de esta forma aprovechamos más sus propiedades.

  4. Pasados 15 minutos, da la vuelta al pescado con mucho cuidado de que no se rompa, para que se haga por el otro lado. Déjalo hacer durante otros 5 minutos.

  5. Servir en un plato la cebolla, poner sobre ésta el pescado con la piel hacia abajo, añadir los ajos por encima y sazonar con un poco de sal (recomiendo del Himalaya o Maldon), si necesario, y un poco de pimienta cayena en grano (opcional, pero le da un toque muy rico y es muy digestivo).

  6. Añade a tu plato un poco de cilantro u otra hierba aromática.  

Una receta muy sencilla y deliciosa. ¡Espero que te guste! ¡Disfruta!

Si te ha gustado y te animas a hacer este plato alguna vez, puedes colgarlo en Instagram etiquetándome: #analarriuthealthcoach. ¡Me encantará ver el resultado y saber si te ha gustado!

Bacalao Skrei con Cebolla Roja & Ajo 1.jpg